|CRÓNICA| Ultra Korea 2019 acaba con un sabor agridulce

La octava edición de Ultra Korea 2019 acabó con un sabor agridulce ya que ante los problemas surgidos hubo buenas y rápidas soluciones

Ultra Korea 2019 estuvo muy bien respecto a lo que pudo ser. Que no se mal interprete el sabor agridulce, ya que utilizo este calificativo debido a lo que se preveía que iba a ser por el line up, a lo que parecía que iba a ser por las cancelaciones y a lo que acabó siendo. La organización estuvo a la altura de lo que es Ultra pese a que, por supuesto, hay cosas que se pueden mejorar. Pero teniendo que lidiar con la ausencia de Martin Garrix y Swedish House Mafia en el último momento, bastante bien lo resolvieron.

Tres días de festival y con el cambio de sede tan solo un mes antes de la celebración, algo que no gustó a quienes ya tenían la entrada y viaje reservado, pero que se disfrutaron muy bien. Muchos coreanos, por supuesto, pero conocimos gente de muchas partes de Asia,  por lo que el viaje cambió para algunos pero nada que no solucionara una buena conexión Seúl – Everland Speedway en lanzadera. El pequeño punto negativo en cuanto a la organización radica en la seguridad a la hora de acceder, que teniendo de referencia como es la seguridad en los países asiáticos de la zona como Japón, China o la propia Corea, dejó que desear. Y la bebida, donde la oferta era muy limitada, y cuando digo muy limitada es que apenas había elección.

Ultra Korea 2019, pese a lo que pudieran poner, no colgó el cartel de sold out y eso se notaba en cada uno de los escenarios, ya que no eran muy grandes y no estaban llenos, a excepción del Main Stage a última hora. En cuanto a los problemas, a Martin Garrix lo sustituyó Porter Robinson, quien empezó pinchando como Virtual Self y luego lo hizo como Porter Robinson. Sin quejas porque el problema se solucionó muy bien. El sábado transcurrió sin ningún problema, con más público y con la gente entregada a cada uno de los djs, sobre todo a Skrillex, quien vuelve loco a los asiáticos y estos lo muestran con mucho amor al productor. Tremendo set, sin ser santo de mi devoción.

Y llegó el domingo, día en que a todos los que preguntaba me respondían lo mismo: “¡Hoy es el día, hoy viene Swedish House Mafia!”, pero no llegaron los suecos. Muchos rumores, muchos nervios en la organización pero era algo que se conoció justo cuando abrían las puertas. Ahora se puede pensar mil cosas pero lo que comentaron es que Ingrosso tuvo problemas con su pasaporte. Algo que se antoja cierto ya que tampoco apareció en Las Vegas junto a Angello, y parece que así debía ser.

La organización no pudo encontrar la misma solución como con Garrix puesto que no tuvieron tiempo pero consiguieron salir del paso muy bien sin necesidad de ‘traer’ a otro dj. Sencillamente lo que hicieron fue alargar cada uno de los sets de los djs que pinchaban ese día y cambiar de hora a Kayzo, algo con lo que creo que acertaron de lleno por como reacción el público. Incluso yo, que tampoco soy amante de su estilo, pero que hizo que me lo pasara genial. Por último, informar de que Ultra Korea reembolsará la entrada del domingo o la parte correspondiente al ticket general debido a las cancelaciones de última hora a aquellos que lo deseen a través de la web del festival.

En definitiva, Ultra Korea 2019 termina para mí con buena nota, por tener cintura para solucionar estos problemas y sobre todo por acertar con las soluciones, como así demostró el público que, pese a echar en falta a los ausentes, se lo pasó en grande con los que ocuparon su lugar. Es una fecha que, si tenéis la suerte de estar en Asia durante el mes de junio, es algo que deberíais vivir. El público asiático es muy entregado y viven la fiesta de otra manera: ni mejor ni peor, diferente, y son muy agradecidos. ¡Nos vemos el próximo año, Korea!

Mostrar más
Botón volver arriba