Festivales | Recuerdos imborrables

Los festivales pueden grabarse en tu memoria por varias razones. El ambiente, la música, el paisaje… ¿cuál fue tu momento?


Cuanto bueno hace a nuestra salud un festival al año. Y dos, y tres, y trescientos. A nuestra salud mental, porque después os ponéis de copas hasta el metacarpiano y se os queda el hígado como el pelo de Slushii. Pero ya hablaremos de eso en otro momento.

Los festivales son una delicia. Sobre todo, si sabes elegir donde, con quien y para ver que. En EDMred nos hemos recorrido el mundo con la ravechila a los hombros buscando esos momentos mágicos y queremos que tú, que has vivido también momentos emocionantes, nos cuentes tu experiencia. Queremos que el mundo sepa lo que un festival puede llegar a provocar, lo que puedes llegar a sentir. Esta es mi particular mochila de recuerdos:

NETSKY | UN LIVE, UN SUNSET, UMF

Estaba atardeciendo en Miami. Tercer día de festival en 2015. El Live Stage se vestía de gala porque el Drum and Bass más melódico de la escena se presentaba con todo su equipo de músicos para ofrecer un directo que se nos quedaría a todos grabado en las retinas. Al dorso, el sol se escapaba entre los rascacielos, al frente, 5 músicos poniendo el pequeño anfiteatro patas arriba. Sin duda, junto al cierre de Skrillex, lo mejor que me llevé de nuestra visita a la Miami Music Week de aquel año.

ALESSO | UNDER THE ELECTRIC SKY

Electric Daisy Carnival 2017 fue el colofón a una semana de desenfreno en Las Vegas, donde disfrutamos de la electrónica en todo su esplendor. Aquí me ha costado decidirme, pues el recital de fuegos artificiales mientras que Zomboy hacía de las suyas en el BassPod fue sin duda otro momento mágico del festival. Pero, la magia de ‘If I lose myself’, la coordinación de los fuegos, el Circuits Ground repleto hasta la bandera y el drop hicieron de estos 4/5 minutos un recuerdo inimaginable.

AVICII | A OTRO NIVEL

Sigo sosteniendo que es, ha sido, y será, la mejor sesión del artista sueco en su historia. Tomorrowland 2011, aún no había aterrizado la fiebre del festival en España, pero por suerte, un amigo me enseñó un par de vídeos y tardé poco en decidirme. Avicii no era precisamente mi headliner favorito, pero tenía muchas ganas de verle. Imaginaos cuando sonó Levels. La primera vez que sonaba en este festival. Parecía que la colina iba a levitar de felicidad. Eso transmitió. Brutal.

KYGO | ASIA SE PUSO A SUS PIES

Mirad el color del cielo. Rosa. Y el chico que grabó el vídeo no tuvo la decencia de girar hacia la izquierda su cámara, donde el sol miraba con recelo mientras se marchaba junto al Mar de China en una de las postales más espectaculares que he visto junto a un festival. Kygo se puso a los mandos de Road to Ultra Hong Kong tras Slushii – cambio sideral – y el noruego, más listo que el hambre, se esperó a ver el sol apoyarse sobre el agua para destapar Stargazing y liderar el mejor momento del festival.

DADA LIFE | THE RULES OF DADA 

Pocos tienen la suerte de ver a Dada Life por Europa. No sé que fee deben tener estos enfermos de las bananas, o es que su ryder es más raro que ver a Skrillex vestido de Agatha Ruiz de la Prada. El caso es que vienen poco, pero hay cuando vienen. Coincidí con ellos en Balaton Sound, a orillas del lago Balaton, y sus visuales me dejaron L-O-C-O. La mejor y mayor sorpresa del año, sin duda.

- Gonzalo R.

"Siempre he creído que la mayor virtud del ser humano para ser feliz es encontrar una motivación y exprimirla al máximo. Yo la he encontrado, se llama música, y espero poder transmitirosla a través de las palabras. Sevilla."