[CRÓNICA] Camelphat y Andy C brillan con luz propia en Milton Keynes

El pasado 5 y 6 de abril pudimos disfrutar de uno de los grandes eventos de la electrónica en Milton Keynes, Reino Unido, con dos fiestas de bass y house, respectivamente


BASSJAM

El primero de los eventos correspondía al famoso sello bassjam. Como su propio nombre indica, los artistas que se dieron cita en este día estarían relacionados con el género bass; drum and bass y bassline para ser más concretos. La gran atracción de esta noche era el cabeza de cartel y abanderado del drum and bass: Andy C, pero la noche iba a deparar muchas otras sorpresas.

Lo primero que nos encontramos nada más entrar en el Ice Planet de Milton Keynes fue un gran estadio de Hockey sobe hielo en el que cabían hasta 7.000 personas. Las vistas impresionaban desde el minuto uno, aunque en un principio no hubiera mucha, gente ya que entramos temprano.

El primero de los artistas era uno que teníamos subrayado con rojo en nuestro schedule personal: Foor. Los británicos se están convirtiendo en uno de los grupos referencia del género bassline en Inglaterra. Los conocí durante el tour de Holy Goof, en el cual cerraron el evento que tuvo lugar en la famosa Electric Brixton (Londres) y desde entonces he seguido sus producciones y giras. Probablemente habrás escuchado el famoso remix de “Rhythm of the Night”. En el siguiente vídeo, puedes ver cómo lo vivimos en Milton Keynes.

El siguiente artista es, probablemente, uno de los djs con mejores maneras encima de un escenario. No tan conocido por sus producciones como por sus actuaciones, James Hype brilló con luz propia en un escenario que comenzaba a llenar con su actuación. Su conexión con el público, sus ‘skills’ como artista y la entrega de los allí presentes, dejaron una sesión llena de momentos. Tras él le toco el turno a Darkzy, muy conocido también en Reino Unido por ser parte de la banda de bassline Crucast.

El primero de los dos artistas más famosos sería Dimension. El británico-español venía de lucirse en Rampage, la mayor fiesta de drum and bass y dubstep en el mundo, a la cual también tuvimos la suerte de acudir. Por tanto, el listón estaba muy alto. No obstante, Roberto, su nombre original, no se dejó nada en el tintero y sonaron auténticos himnos del género como ‘Strobe’, ‘Raver’, ‘Gernerator’ o ‘Desire’. Este último, tema con el que cerró la sesión y que recientemente ha lanzado con su compañero y amigo Sub Focus.

Por último, durante la primera noche, era el momento del ‘Rey de Reyes’. Andy hacía aparición en el escenario tras la sesión de su compañero. El artistas también venía de dar un recital (como cada año) en Rampage el fin de semana anterior, pero era el cabeza de cartel en esta noche y se esperaba lo mejor de él. Como era de esperar, no defraudó; junto a su inseparable Tony Pipper, consiguió que todo el mundo se reuniera delante del escenario. Era el gran aclamado, el que todo el mundo esperaba y durante una hora y media sin descanso, Andy no permitió que dejásemos de bailer ni un segundo.  La primera noche acababa aquí, con muchos recuerdos en la memoria que aún no se olvidan, pero era momento de descansar. En unas horas había que volver al “campo de batalla”.

 

BLOW!

Cambiábamos de rumbo totalmente en cuanto a género se refiere, dejando atrás el bass y centrándonos en un house que nos dejaría con la boca abierta en muchos momentos. Camelphat presentaba BLOW!, y con ellos una serie de artisas como Detleft y Andrea Oliva, entre los más conocidos, que llevaron a cabo, probablemente, una de las noche más memorables que recordamos de este género.

El primero de ellos, Detleft, llevó a cabo una sesión que difícil será de olvidar. Con un tech-house propio de los grandes maestros, el francés no mantuvo conectados en todo momento con temas tan conocidos como ‘JayDee’ o ‘Issue’, junto al gran Green Velvet. Fue sin duda una sesión para recordar, aunque no pudo superar al gran triunfador de la noche, quizás del fin de semana: Andrea Oliva.

El dueño de ANTS llevó acabo una de las mejores sesiones que recuerdo. Con unos sonidos rompedores, más propios del house-bass que del propio tech-house y con un ambiente que daba pena que pasaran los minutos, Andrea no dejó respiro en ningún momento. El Italiano quiso poner el listón alto para los anfitriones y dejó delicias como las que puedes ver a continuación.

Por último, Camelphat subiría al escenario de Milton Keynes con el ambiente revolucionado tras la hora que nos había deparado Andrea Oliva. Estaba claro, y nadie dudaba, de la capacidad del dúo para ponerse a su altura. Y aunque no estuvieron al mismo nivel, dejaron destellos y una sesión que emocionó a los allí presente. El dúo inglés formado en 2008 por Dave y Mike no dejaron ninguno de sus clásicos en el tintero y, como buen anfitrión, nos brindaron la oportunidad de escuchar en directo casi todos los temas conocidos que hemos disfrutado durante tantos años. Tanto ‘Cola’ como ‘Breathe’, sus dos grandes himnos, fueron bailados, saltados, cantados y grabado por los asistentes. Aquí, un pequeño resumen de lo que fue su sesión.

Mostrar más
Botón volver arriba
Cerrar