martes , 24 octubre 2017

Utopía Festival: Y Madrid se convirtió en una isla de magia

El pasado fin de semana poníamos rumbo a la capital para asistir a la primera edición de Utopía Festival


Primer fin de semana de junio, con el verano a la vuelta de la esquina y las altas temperaturas, se pone inicio a la temporada de festivales. Y eso fue Utopía festival: el pistoletazo de salida de nuestra ruta de festivales.

El festival, celebrado en la pradera de la Facultad de Ciencias de la Información de la Universidad Complutense, ha acogido en su primera edición a unas 20.000 personas cada día, con un delicioso line-up con artistas de primer nivel encabezado por Alesso, David Guetta, Diplo, Rudimental y Armin Van Buuren, repartido en dos escenarios: Vulcano y Waterfall.

13332959_1805186243036902_6793983482792383568_n Utopía Festival: Y Madrid se convirtió en una isla de magia

Sobre la organización podemos decir que fue bastante propicia. Buen cartel, buena ubicación, el acceso al festival era rápido, gran cantidad de aseos y barras repartidos por el recinto, haciendo que la espera sea mínima, precios asequibles (excepto el agua, 3€ me parece algo excesivo) y mucha seguridad, con guardias repartidos por todo el recinto y además entre set y set podíamos ver en las pantallas los puntos a dónde acudir en caso de emergencia.

Por poner algún “pero” se echó en falta algún punto de agua y más sombras. Además, por momentos cuando la masa de gente saltaba se formaba una nube de polvo que no resultaba muy agradable de respirar. Esperamos que para próximas ediciones tengan esto en cuenta.

Los encargados de abrir el festival fueron Jose AM, David Alvarez y Tony Grox desde el escenario Vulcano, y Danniel Selfmade desde el escenario Waterfall. El público en las primeras horas era escaso, pero poco a poco se fueron reuniendo miles de personas en ambos escenarios.

Destacando el producto nacional como Eyes of Providence con su animado bigroom, que dieron paso a Carlos Jean, quien supo combinar a la perfección varios estilos predominando el bigroom y future house.

13417438_1807493589472834_4721947488180888480_n Utopía Festival: Y Madrid se convirtió en una isla de magia

Turno de Martin Solveig, el francés, como bien comentó en twitter posteriormente, pinchó house en el escenario principal, dedicado al “EDM”, como experimento y nos encantó. Un set lleno de buen rollo haciendo que el público enloqueciera cuando sonaron temas tales como “Intoxicated”, “+1” o “Hello” entre otros.

Después llegó el momento que muchos de los asistentes estaban esperando. David Guetta, que durante hora y media no dejó que el público parara de saltar con “Titanium”, “Sexy Bitch”, “Shot Me Down”, “Dangerous” o “Bad”, y como no podía faltar “This One’s For You”, el himno de la Eurocopa que escucharemos con frecuencia durante las próximas semanas y que él mismo fue el encargado de crear. Haciendo un paréntesis y dando giro musical hacia algo más underground, sonó “Pelican”. Un estilo musical al que Guetta no nos tiene acostumbrados y que esperamos que se haga más frecuente.

Para cerrar el primer día, se dio paso a uno de los suecos más queridos, Alesso. Aunque la mitad del set fue algo que no esperábamos con sonidos future house y bass house. Finalmente apareció nuestro Alesso emocionándonos con “If I Lose Myself”, “City Of Dreams”, “Years” y un cierre mágico con “Heroes”.

Por otro lado, en el escenario Waterfall, los fieles seguidores del underground disfrutaban de joyitas como Maceo Plex o Hot Since 82.

Al día siguiente, Michael Calfan, el autor de los éxitos “Treasured Soul” y “Nobody Does It Better” nos hizo disfrutar del mejor soul house. Fue la calma antes de la tempestad, porque después del francés, Diplo cogía el relevo. Empezando con “Take Ü There” y acabando con un mashup de “Lean On” con “Bangarang” de su compañero Skrillex, sin bajar el nivel en ningún momento sin embargo sonaron temas como “Papi chulo” y “La gasolina” y con los que el público también se dejó la garganta cantando (no sé si preocuparme por este hecho). Algo de lo que también hizo eco DJ Tennis, que en ese momento estaba en el escenario Waterfall, a través de Twitter.

A pesar del calor que hacía, ahí seguíamos. Eran de agradecer los manguerazos de agua que se repartieron frecuentemente para paliar los casi 30º.

Abriendo con el exitoso y apreciado “Opus”, Brian Cross se marcó un set al que ya nos tiene acostumbrados. Showtek hizo subir la adrenalina con pinceladas de hardstyle. Más tarde Rudimental nos deleitaba con un semi-live con actuación de vocalistas y trompeta en directo al ritmo de “Waiting All Night” y “Feel The Love” entre otras.

13427797_1807495526139307_1017677519743818410_n Utopía Festival: Y Madrid se convirtió en una isla de magia

Nicky Romero era una de las actuaciones más esperadas del día. Se abrió paso con “Harmony” seguida de una de sus últimas IDs “Ready 2 Rumble”. El holandés no decepciona, supo mantener al público animado todo el tiempo y sin parar de bailar. Su último lanzamiento “Novell” en su versión vocal titulado “The Moment” (que será publicado próximamente) desató la euforia de los allí presentes junto a “Toulouse” y “Legacy”. Justo antes de marcharse mientras sonaba “Lighthouse”, Nicky tuvo el detalle de bajarse del escenario para saludar a todos los de la primera fila.

CkX_1vMWYAE-Xvs Utopía Festival: Y Madrid se convirtió en una isla de magia

Empezaba a anochecer y llegaba el turno del invitado especial de Utopía. Armin van Buuren, con un estilo que ya nos veníamos esperando, lo ya habitual en eventos no específicos de trance, hizo una sesión de bigroom-trouse con numerosos temas de su último álbum “Embrace”. Fueron escasos pero también sonaron varios temas trance, incluso psy-trace, en el escenario Vulcano. Pinche lo que pinche, van Buuren siempre se gana al público, haciendo de este uno de los mejores sets del festival que puso fin con su último single “Freefall” acompañado de un espectáculo pirotécnico que nos emocionó.

CkVrIKeWEAA5Az_ Utopía Festival: Y Madrid se convirtió en una isla de magia

Algunos de los asistentes decidieron dar por finalizado el festival tras las actuación de Armin pero los más valientes aguantaron hasta el final con el dúo holandes W&W.

Las estrellas del escenario Waterfall este día fueron Apollonia, con su hipnótico tech house, Tale of Us y Dixon.

Todo un orgullo que la capital tenga un festival de este nivel y en el que hemos disfrutado tanto. Sin duda, un fin de semana para recordar.

Desde aquí damos nuestra enhorabuena a la organización y a todo el equipo de Utopía Festival. ¡Nos vemos en 2017!

Utopía Festival: Y Madrid se convirtió en una isla de magia
Califica este artículo

Sobre Jessica Lara

Amante de la música electrónica en general, destacando el Trance y Progressive en todas sus variantes. Con la mente abierta a nuevos géneros. "No Music No Life".

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.