EDC UK: Hay que ir al menos una vez en la vida

EDC UK nos dejó boquiabiertos desde que nos adentramos en su paisaje hasta el cierre, un cierre irrepetible


Teníamos muchas, muchas ganas de contaros como se lo montan los chicos de Insomniac en Reino Unido, si eran capaces de trasladar esa magia que nos enamora cada año en el Motor Speedway de Las Vegas en el corazón de Gran Bretaña, y podemos decir con una sonrisa en la cara que sí, son capaces, y de hecho son más que capaces de hacerte vivir una experiencia inolvidable.

Comenzamos el día bien prontito, madrugando como la gente de bien, que dirían algunos, y a las 9:00 AM ya estábamos camino del tren, y nada más llegar a Euston, podíamos percibir un ambiente jovial, divertido, con gente customizada al más puro estilo americano, y una ‘divertida impaciencia‘ por coger el tren y poner rumbo a Milton Keynes. Una hora de viaje en la que, como suele ocurrir cuando sales de fiesta al extranjero, conoces a tus paisanos, en este caso un canario, un catalán, un riojano y un albaceteño, con los que compartimos vivencias en el festival. Tras bajarnos, un camino precioso de unos 15 minutos a pie, rodeado de bosque y vegetación nos aterrizaba delante de la entrada.

La gente se agolpaba delante de un pequeño puente que daba acceso al festival, y tras una pequeña y agradable espera al sol, abrieron las puertas. Menudo paisaje. Un camino de Food Trucks te guiaba hacia el Kinetic Field, un Mainstage encuadrado bajo una colina totalmente cubierta de verde que desembocaba en un escenario gigantesco, con un buho gigante presidiendo la cita, una cascada con agua permanente a nuestra izquierda, y un dragón plagaba de rojo el lado derecho.EDC-UK-Mainstage-EDMred EDC UK: Hay que ir al menos una vez en la vida

Con este panorama, comenzaba el espectáculo. Alison Wonderland para comenzar. Casi nada…la australiana puso en órbita a los asistentes que poco a poco iban accediendo el festival con un Trap sensual, que excitaba, de esos que te atrapan y no eres capaz de soltarlo hasta que acaba. Temazos como ‘Panda‘, de Desiigner, desataron a una grada que desde el primer minuto lo estaba dando todo.

Culminaba Alison, y nosotros, ansiosos de ver el resto de ‘Stages’, nos ibamos a Circuit Grounds, el templo del Drum and Bass, donde Rene Lavice nos esperaba con un musicón espectacular. DnB al más puro estilo británico que hizo que se abarrotara el escenario pese a que Don Diablo imponía su House en el Kinetic Field. Finalizó Lavice, y con el sudor en la frente, volvimos a Kinetic para disfrutar de uno de los deejays que nos dejó completamente enamorados. Martin Solveig, a la hora que le gusta, cuando la gente está ‘guasona’, se ponía a los platos para dar un clinic de House, Future House, y sobre todo, ‘buenrrollismo’. Sus temazos sonaron con fuerza. ‘+1′, ‘intoxicated‘, y hits comerciales de Rihanna o Drake iban sucediéndose, para terminar con Drum and Bass. Sí, Martin se atrevió con el género que más gusta en UK. Intoxicated (Dj Fresh remix) y el público enloquecido. Así se despidió el francés.

Eran tan solo las 15:30 horas, y la gente no paraba de flipar. Se esperaba a Robin Schulz, nosotros ibamos a volver a Circuits Ground, cuando sucedió algo que ni nosotros mismos habíamos sabido. El creador de ‘Sugar’ no aparecía – se encontraba enfermo – y era Alison la que, de nuevo, con una sonrisa en la cara, volvía a inundar de Trap el valle de Milton Keynes. Espectacular su segunda actuación, más movida, con temas que se asemejaban más a la hora en la que estábamos.

Como niños pequeños llegábamos a las 17:00 horas, donde se producía el primer gran desafío para nuestros corazones. Teníamos que elegir. Jauz, Eric Prydz o Sigma. Dificilísimo…Somos muy fans del bueno de Prydz, nos enamora el Drum de Sigma, pero acabamos decantándonos por el Future de Sam Vogel.

Jauz-EDC-UK-EDMred EDC UK: Hay que ir al menos una vez en la vida

Y no nos equivocamos. Decir que el Neon Garden, tercer escenario que explorábamos, era impresionante. Una enorme figura budista se alzaba detrás del deejay, con un despliegue de iluminación que, pese a la hora, dotaba al escenario de un ambiente sin igual. Jauz comenzó su sesión con el Future House que le llevó a la cima. Elegante, pero a la vez agresivo. Pero él tenía ganas de lío, y a la media hora de sesión comenzó a soltar bombas en forma de Dubstep, y temas como Don’t Let Me Down (Spag Heddy remix), Gold Dust (Flux Pavilion remix), el remixazo de Slushii al Killa de Skrillex y Wiwek o la remezcla que él mismo junto a Marshmello le dedicaron al Need You de Duke Dumont lo coronaron como una de las mejores sesiones de la jornada.

Circuit-Grounds-EDMred EDC UK: Hay que ir al menos una vez en la vida

Salimos asfixiados de tanto bailar, pero nada nos detenía, pues Oliver Heldens estaba culminando su sesión. Bajo el son de Wombass nos acercábamos de nuevo al Circuit Grounds, donde dos clásicos de esto como son Caspa B2B Rusko comenzaban con un Dubstep que destrozaba tímpanos. Sí, eran muchas vueltas a uno y otro lado, pero cada paseo era descubrir algo nuevo del festival, y el paisaje era tan bonito que incluso nos apetecía.

No podíamos quedarnos mucho más con el dúo, pues se venían curvas en Kinetic. Martin Garrix ya empezaba y Axwell /\ Ingrosso esperaban ansiosos por comenzar. Garrix demostró por qué es, hoy por hoy, el artista más en forma del circuito. Su sesión, prácticamente conocida de memoria por todos, comenzó a sonar, y no faltó ni uno de sus éxitos. Lions in the Wild, Now that I’ve Found You, I can’t feel my face o el Hold On Never Leave junto a Avicii fueron de las más cantadas por el público junto a su nuevo tema, Name of Love.

Martin-Garrix-EDC-UK-EDMred EDC UK: Hay que ir al menos una vez en la vida

Y qué os vamos a contar de la pareja de suecos. Al más puro estilo Swedish, Axwell e Ingrosso subieron el nivel, los decibelios, y el ritmo, se subieron a la nave, y no se supieron bajar tan solo para que todos nos emocionáramos mientras sonaba ‘Sun is Shining‘. Clásicos como ‘Calling‘ o ‘Grindhouse‘ formaron parte de un repertorio, de una pareja a la que hay que ver SI O SI antes de que puedan volver a continuar su trabajo por separado.

Y llegábamos al cierre. De nuevo dolor de cabeza a la vista. Por un lado, una de las últimas actuaciones de Avicii, por otro el Rey del Drum and Bass, Andy C, y el siempre atractivo que tiene Duke Dumont, además de volver a ver a Paul Van Dyk después de su trágica caída en ASOT. Como habréis podido leer, nuestra pasión por el Bass viene de lejos, y nos lanzamos a por Andy, al que se le vio motivado, con ganas de reventar el Circuit Grounds, y así lo hizo. 45 minutos sin para de bailar ni un solo instante, para acabar en el Mainstage, en Kinetic Field, disfrutando con el ‘Wake me Up‘ de Avicii y un juego de fuegos artificiales que se nos quedará siempre en la retina.

EDC-UK-Mainstage-EDMred-1 EDC UK: Hay que ir al menos una vez en la vida

No es que recomendemos, es que OBLIGAMOS a todos los que de verdad sintáis esa pasión por los festivales que acudáis a Londres, cojáis un tren hasta Milton Keynes, y disfrutéis de uno de los eventos que para mí, que ya llevo ocho años pateándome escenarios, me sorprendió de una forma que ni yo mismo esperaba. Thanks Electric Daisy Carnival, see you soon!

 

EDC UK: Hay que ir al menos una vez en la vida
Califica este artículo

Sobre Gonzalo R.

"Siempre he creído que la mayor virtud del ser humano para ser feliz es encontrar una motivación y exprimirla al máximo. Yo la he encontrado, se llama música, y espero poder transmitirosla a través de las palabras. Sevilla."

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Close